Catalina

Lo envolví con el papel de regalo
más lindo del mundo y con mucho cuidado.
Soy una genia.
Aunque otros piensan que soy dulce
o, tal vez, apenas atenta.

**

Ella va a subir la escalera de su casa
cantando la canción que él le hizo escuchar en el colectivo
ese jueves a la tarde de un invierno que ya pasó.

**

Ah! y eso que me diste lo guardé en un bolsillo de mi campera gris.
Al final no ocupaba tanto espacio.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

me gustan! son muy lindos! como vos ami, sos una genia!!

Marte dijo...

vos genia